2 años sin Don Leonardo

Antes de morir, mi papá escribió algunas de sus insólitas historias. Voy a publicarlas aqui, algo asi como su blog postmortem.

45218865_f3112ae787_o

Hace exactamente 2 años, el 11 de Septiembre de 2003 a las 10:30 am, falleció mi padre, Leonardo Prieto Vial. Hoy, con un increible día de sol, fuimos a visitar su tumba en Pirque. Era un hombre excepcional de quien cualquier cosa que se diga nunca será suficiente. Antes de morir, mi papá escribió algunas de sus insólitas historias. Voy a publicarlas aqui, algo asi como su blog postmortem.

La primera se llama “Se secó el Sena”, y sucede en París de 1965, cuando mi padre tenía 30 años y era Teniente 1° de la Armada de Chile.

Se secó el Sena

por Leonardo Prieto Vial
Santiago, Agosto año 2000

Durante el año 1965 residí en Cádiz, España, supervigilando la construcción de la Torpedera “QUIDORA”, en los Astilleros Bazan de El Ferrol.

La Armada de Chile había ordenado la fabricación de esta nave, junto a otras tres gemelas, con el propósito de patrullar y ejercer soberanía en nuestros mares australes, desde Tierra del Fuego hasta el Cabo de Hornos, así como abastecer, visitar y apoyar a un significativo numero de compatriotas que viven en esas apartadas regiones de la Patria.

Tuve el privilegio de ser escogido para esta Misión, a la cual aspirábamos todos los Oficiales jóvenes de la Marina, por mi experiencia de navegante en aquellas aguas de nuestro litoral, reconocidamente intrincadas y tormentosas.

La nave era un perfecto resultado de la recientemente creada Comunidad Europea:

Diseño “Lursen Werft” y motores diesel “Mercedes Benz”, Alemania; equipos electrónicos “Raytheon”, Inglaterra; Cañones “Bofors”, Suecia; mano de obra española.

Lo anterior nos otorgó a cada Comandante, acompañado de algunos tripulantes, la afortunada ocasión de conocer los países indicados, recorriendo de esta forma buena parte de Europa.

Sin entrar en detalles técnicos, recordaremos solo algunas de las vivencias personales en cada lugar.

Pascua en Londres, luego de estudiar y analizar los equipos referidos anteriormente; ejercicios en el Mar Báltico, dirigidos por un Oficial alemán, con la experiencia de haber participado en la Segunda Guerra Mundial, en esas mismas aguas, muy similares a las nuestras, de hemisferios opuestos.

Suecia, para conocer y manipular los cañones “Bofors”, y por qué no añadir, las bellas y encantadoras mujeres escandinavas, que tratamos también de “manipular”, aunque con bastante menor éxito, respecto a los cañones.

leonardo-prieto-vial_1965.jpg
Mi padre en España a los 30 años, en 1965. Es el tercero de izquierda a derecha.

lpv_quidora_1965.jpg
La Torpedera chilena “Quidora” en el astillero de Bazan en España.

lpv_quidora-benz_1965.jpg
Le instalan los motores Mercedes-Benz a la “Quidora”. Mi padre supervisa (a la izquierda en la foto).

10 de Marzo de 1965, Estocolmo, medianoche, en la residencia del Embajador de Chile, don Eduardo Hamilton. Tocan las doce campanadas y no puedo resistir la tentación de comunicar a los presentes, en la cena que se nos ofrecía, que en esos mismos instantes yo cumplía 30 años de edad. Brindis, champagne y mucho cariño. Paseo de noche por todas las boites y lugares de diversión en esa maravillosa ciudad, escoltados por Eddy, uno de los hijos del Embajador.

A la mañana siguiente, tempranito y a la aurora, empacar con destino a Cádiz, previa recalada en París. Era día Domingo, felizmente, para que no se crea que los marinos vivimos de farra.

Busqué el Hotel mas pobre y barato, conforme a los ingresos. Resultó ser el “Washington Opera”, nombre atribuible exclusivamente al hecho de encontrarse en las cercanías del grandioso Palacio de la Música y del Arte, en la ciudad luz. Me registré con el conserje, ascensorista, jardinero y cuidador, todos en una sola persona, el propietario.

No hay que ser adivino para lo que sigue a continuación. Me vestí con mis mejores galas, aunque de civil, por lo que fuere, para iniciar una velada inolvidable por “Paris la Nuit”. Orientado únicamente por una pequeña guía turística, a todo color, que me había proporcionado el “patrón” del Hotel.

Comenzando por el “Lido”, para conocerlo, por unos instantes, siguiendo al “Follies Berger”, donde disfruté una breve y espléndida presentación, para continuar hacia el “Moulin Rouge”, donde me instalé cómodamente, ordenando una media botella de champagne, consumición mínima, para ver el famosísimo espectáculo. Creyendo que con ello daría por terminada la farándula, pero nada es casual en esta vida.

En la mesa del lado, un señor mayor, de mi edad hoy día, acompañado de dos lindas y jóvenes mujeres. Miradas van y vienen, de mesa a mesa. Imagino que eran ingleses mis vecinos, tanto por el idioma, como por el aspecto.

Comienza la música bailable, me levanto, abrochándome el botón del medio de la chaqueta, por intuición marinera y me acerco a la mesa del lado pidiéndole permiso al caballero, para invitar a bailar a una de sus acompañantes. “Take them both if you want. I am ready to go home” me responde con la clásica ironía británica. No era para tanto el entusiasmo. Las dos al mismo tiempo no se daba.

Bailé con Jane, que me pareció mas atractiva, uno tras otro vals, bolero, twist o lo que interpretara la orquesta. Terminamos sentados en mi mesa, haciendo planes para continuar recorriendo la ciudad, con el permiso de su tío, que partió feliz e inmutable con la otra niña.

Esta vez en taxi, que nos llevó a otros sitios que sería lato detallar. Como el bolsillo escuálido de por si, se estaba vaciando, no se me ocurrió nada mejor que invitarla a ver el Sena, desde mi Hotel, sabiendo de antemano que por el frente había solo adoquines y por la parte de atrás corría una feria libre de alimentos, ropa y canastos de basura.

Tuve que hacer algunos malabarismos iniciales, para distraer la atención del “patrón”, muy despierto, aunque fuese de madrugada, para que no se percatara de la presencia de mi acompañante, ya que mi pieza era single.

Llegamos al dormitorio, final y felizmente, agotados, por lo que nos tendimos a descansar….

Con las primeras luces del amanecer, mi querida Jane me alerta, muriéndose de ganas de contemplar el Sena, desde la ventana. De nada valieron mis excusas, que era tan temprano, que esperáramos un rato para verlo mejor y en fin. Salta de la cama, corre las cortinas, contemplando atónita la feria libre, donde no corría ni una sola gota de agua. Se vuelve hacia mi, increpándome por haberla engañado, sutilmente. Había que asumir las consecuencias de tan febril imaginación.

“Jane, ha sucedido algo gravísimo, somos testigos de un acontecimiento histórico, que jamás había ocurrido en el pasado”, le replico con la mayor firmeza y dignidad:

“SE SECÓ EL SENA”

Pasan los días, los meses y nos encontramos, finalmente, cumpliendo nuestro deber en los mares del sur de Chile.

La flotilla completa de Torpederas: “Guacolda ”, “Fresia”, “Tegualda” y “Quidora”, al mando del Comodoro Hugo Alsina.

Sorteando témpanos de hielo, vientos huracanados, temporales fuerza 8, noches de oscuridad absoluta.

Nos dispersábamos por los diversos archipiélagos, golfos, ensenadas, pasos y ventisqueros, cada cual cumpliendo sus tareas. Patrullando para vigilar nuestro territorio marítimo, hasta el confín.

Visitando a todos nuestros compatriotas, loberos, fareros, ganaderos o simplemente agricultores, como Cárdenas, que cultivaba lechugas en Caleta Piedra, de la Isla Picton en pleno Canal Beagle.

Llevándoles y recibiendo su correspondencia anhelada, junto a sus encargos, que tardarían en llegarles, por las distancias e inclemencias del tiempo, a las cuales todos nos acostumbrábamos. Disfrutando la belleza celestial de aquellos parajes infinitos.

El Comodoro, en el buque insignia, siempre alerta para conocer la situación en que se encontraba cada uno de sus bajeles, comunicandose regularmente con nosotros por radio.

Cuando se dirigía a nuestra bendita “Quidora”, usando el nombre de combate, me preguntaba invariablemente:

“LEOPARDO, ¿COMO VA EL NIVEL DEL SENA?”

El cuento se había extendido desde París hasta el Cabo de Hornos.

39 thoughts on “2 años sin Don Leonardo”

  1. Debe ser un poco estremecedor estar sin alguien que te enseño cosas verdaderamente extraordinarias y que veo que las aplicas en tu diario vivir, alguien que te enseño verdaderos valores y a como enfrentar la vida, y como dices tu puede que materialmete u personalmente no este pero al pasar de los dias sientes que estara contigo en todas contigo, o con Dana, o con tus hermanas, o con tu mama, fuerza Leo y dale no mas que la vida debe seguir su curso!!

    PD: Aunque no este relacionado con el tema y ser que no es un sitio correcto para decirlo, desde aca en Valparaiso estamos esperando los famosos talleres de blog e identidad y me pregunto cuando llegaran ya que la blogosfera porteña lo esta esperando con los brazos abiertos, una rica chorrillana , una buena cerveza porteña y su buena paila marina, lo esperamos pronto por aca dando sus catedras.

  2. Que día más especial. Es increible como puedes transformar un simple domingo en un día de emoción, recuerdos y cariño. Estaremos pendientes para leer las historias de tu papá. No me cabe la menor duda que era un hombre increible.
    Te acompaño en este día tan especial para ti y tu familia.
    Muchas gracais por las fotos que me mandaste.
    Cuando nos volvamos a ver te cuento más de lo que escuche en la Radio Concierto.
    Cariños y gracias por este post.
    n.a.c.h.o
    l.o.p.e.z

  3. Estudiando en la Universidad, en el país Vasco en los años 80, Francisco un compañero de curso de un pueblito llamado Loyola, ubicado en el centro del país Vasco, me comento que su hermano murió el 11 de Septiembre 1973, en un atentado terrorista en Irlanda, este echo singular y repentino destrozo de cuajo el corazón de su familia por completo. El comentaba, yo lleno de odio durante 10 años pude conversar con mis padres. y poder escuchar a mis padres porque perdonaron a los que asesinaron a mi hermano y este testimonio se gravó a fuego en mi corazón me dijo Francisco.

    Yo hasta ese momento no comprendía ese testimonio, hasta cuando mi padre cumplió años de edad 7 de agosto y fallecido 9 de agosto 1986, y hoy comprendo esas palabras, 11 de Septiembre de 2005.

    Hoy no entiendo a muchos chilenos que salen hoy a las calles a demostrar su ira, contra que, el sistema y la sociedad que nosotros somos participe de construir, ayer nuevamente quedo demostrado que muchos compatriotas, no comprenden todavía la importancia de ser participante de un proceso eleccionario y democrático, no tuvieron interés en realizar su inscripción anticipadamente.

    La democracia se construye con dialogo, procesos eleccionarios donde las diferentes opiniones son valederas y sean escuchadas, yo no saco nada con salir a la calle a tirar una andanada de piedras y demostrar que soy violento, si nunca podré dar a conocer mis puntos de vista, porque nadie los escuchara, porque tirando piedras no estoy dando a conocer mis puntos de vistas.

    Después de 15 años analizando detenidamente la manera de comunicarse de los grandes oradores y líderes de la Humanidad (38 en total), estudiando a fondo los clásicos antiguos y modernos en Oratoria, Retórica, Dialéctica, Gramática, Lingüística, Semiología, Semiótica, Comunicología, Literatura Oral, etc., y llevando a la experimentación docente las hipótesis surgidas del estudio, fui confeccionando paulatinamente mi manera personal de entender cómo habían construido los grandes líderes de la Historia el éxito de su liderazgo, y llegué a la conclusión de que, apartando los rasgos de personalidad que suelen atribuírsele a ellos, había algo más: el poder comunicacional; sin embargo, me percaté de que estaba superficialmente estudiado, puesto que la mayoría de los trabajos sobre comunicación y liderazgo omitían algunas disciplinas comunicológicas tan importantes como la Retórica, la Dialéctica y la Semiología de la Comunicación no Verbal.

    Debemos estar preparados para los TLC es que se puede ensamblar perfectamente con los modernos enfoques teóricos sobre el liderazgo organizacional, social, religioso, etc., porque añade un valor agregado a todas estas extraordinarias teorías, toda vez que dichas teorías profundizan poco en los aspectos comunicologuillos del liderazgo.

    No significa el Liderazgo Comunicante que cada líder se deba convertir en una figura histórica, de ningún modo, pero creemos que hay ciertas claves que, bien adaptadas a cada contexto, pueden otorgarle al líder una mayor efectividad y, por ende, una mayor satisfacción en el ejercicio del liderazgo. En tal sentido, todos lideramos siquiera un pequeño grupo familiar, un grupo de amigos, compañeros de trabajo, iglesia o vecinos, es decir, en algún momento es preciso hacer que alguien nos siga, y en tal sentido, los TLC puede ser una herramienta de extraordinario valor, para nuestro país y el futuro de nuestra sociedad y todos nosotros.

    Pablo Ramírez Torrejón

  4. Leo

    Recuerdas cuando nos juntamos la primera vez “en forma real” a conversar, fue una conversa donde dos perfectos desconocidos hablaban con confianza. Ese dia me hablaste de Don Leonardo, esa conversacion nunca la olvide, quizas no te diste cuenta, pero cambiaste mi forma de mirar la vida y la muerte viviendo tan lejos de los que son tu familia. Mi mama despues me comento el increible funeral de tu papa, era una persona que muchos querian.

    Un abrazo.

  5. Un abrazo gigante y lo más acogedor que puedas imaginar para ti leo. Me sorprende la buena manera en que te tomas las cosas y las situaciones de la vida, buenas o malas, un beso gigante y cariños para toda la familia.

  6. Amigo,Peñi de los Bosques Araucanos, desde esta frontera del mundo un abrazo para tí y los que te aman, luego de leer tan hermoso y alucinante relato veo en tí a tu Padre, a quien no tuve el honor de conocer pero que se proyecta en tu Ser de Argonauta Vagabundo del Mundo todo…
    Te recuerdan y quieren Andrés ,Andrea y Deva.

  7. Gracias por compartir la historia . Siento a Don Leo muy vivo en tu corazón , leo sus aventuras y es cómo escucharte a ti, lleno de ganas de disfrutar cada instante.
    Un abrazo grande Leo, desde el Sur.

  8. Siempre es doloroso pero a la vez reconfortante recordar a nuestros seres queridos que ya partieron. Aún gozo con la compañia de mis padres y trato de decirle cuanto los amo cada vez que los veo… me da tanto miedo pensar que alguna vez no los tendré para decirselo… fuerza Leo…

  9. Yo tb perdí a mi santo padre hace años, pero me queda mi madre y religiosamente TODOS los martes almorzamos con ella, este mundo a veces nos separa de nustros seres queridos y cuando se van lloramos nuestro desapego.
    PD. tiempo que te tengo linkeado, pero este fin de semana me dio por hacer botones asi que por ahi estas en un metro de tus viajes y tb en mi blog…el precio de la fama.
    Mis mas atentos y cordiales saludos.
    Hernán Fco.

  10. Hermosa historia, hermosa narrativa, tan llena de acontecimientos y descripsiones humanas… te agradezco que publicaras esta historia que refleja tan bien lo bello y lo particular del pensamientos de estos hombres de mar que han recorrido cada islita del sur, y los mares del mundo… los que aún traen y lleban noticias, enfermos, curas, encomiendas, etc. Ellos, (al igual que tu padre) conocen otro chile, de calles de aguas y no de cemento, de millas y no kilometros. Eso particular se hereda, se queda, eso de flotar y dejar que el mar te guie (pero sin ir a la deriva, con determinación y soledad) es algo que nosotros, los de la tierra, no hemos llegado a comprender, chile con toda su costa y su mar que lejos nos queda… recien hace un par de años que lo estoy empezando a entender y tu padre me lo confirma.

  11. Don Leo:
    Supongo que viéndote a ti, y siguiendo la lógica de hijo de tigre, tu viejo debe haber sido un hombre notable, cuyo hijo sabe cómo rendirle homenajes. Abrazos

  12. Que lindas palabras pa tu viejo loco, de verdad se nota el amor que le tenias (en la carta) y los buenos momentos que guardas del aunque han pasado los años siguen vivos en ti ;).

    salu2

  13. Hola Leo… a decir verdad me dejaste mudo.

    Como siempre, el 11 de Septiembre es una fecha particularmente especial para mi.
    Era 1973, vivía en Rio de Janeiro, lugar que considero mi tierra natal. Ese dia, murió mi abuela paterna. Una hermosa parisina que en todos los años que vivió en Chile, jamás logró articular bien palabra alguna en español. Y yo, que sólo hablaba francés y portugués en ese entonces. Nos unía algo muy, pero muy especial, cuyas imágenes, voz y gestos aún tengo frescos en mi memoria.
    Ese día, apesar de mi corta edad, me enteré de los sucesos politicos en Chile por Televisión, mientras mi madre trataba de explicar la partida de mi abuela. No partió por las circunstancias que rodeaban a ese Chile. Es un recuerdo grabado hasta el último detalle. La Moneda era noticia en todo el orbe. El bombardeo, no solo fué un Palacio en llamas, si no también mi propio palacio construído en mi infancia bombardeado de con esa noticia y con la que veía en el televisor.
    Hace 10 años, el dia 12, a las 0:05 aprox,(sólo minutos despues del 11 obviamente), nacía mi unica sobrina, hija de mi hermano. La princesa Sophie, como siempre la llamo.
    Hay fechas. Para mi los 11/09 significan mucho, mucho más de lo imaginable y me alegra compartir esta pequeña historia que en estos dias, como siempre, me anuda el alma.
    Y no deja de sorprenderme saber que a muchos esta fecha, más allá de la carga histórica que tiene para de este pais, nos toque de alguna manera y tenga algún sentido especial.
    Saludos

  14. uf, Leo.
    Pa’dentro… que quieres que te diga. Solo siento haberme subido tarde a este bus y recién hoy 14 poder acompañarte.
    Se nota el gran aprecio y admiración hacia tu padre, Don Leonardo.
    Solo soy un desconocido más que te intenta seguir en los viajes a través de la web. Vaya desde aquí un cariñoso abrazo para ti y tu familia.
    Aquellos que me conocen saben lo duro que soy y que es lo que pienso acerca de las lágrimas, pero debo admitir que tengo un nudo en la garganta y que un par de lágrimas se asomaron en mis ojos.
    ARRIBA LEO!!! GRANDE!!
    Tu padre de seguro estaría orgulloso.

    sl3

  15. Blogueando en Concepción

    El viernes nos reunimos con aproximadamente 100 personas en la Universidad de Concepción para ofrecer un taller de blogs, y el diario El Sur publicó al día siguiente esta nota:
    Taller fue un Éxito
    Blogs llegaron para quedarse a UdeC
    La actividad te…

  16. Hola, mi abuelo fue subordinado del teniente Prieto, él llego a suboficial mayor en la marina, y por lo que se tambien estuvo en la contrucción de las torpederas, no recuerdo que rango tenía en ese momento, parece que era sargento 1 o sub oficial. En mi familia del Tte Prieto, siempre se habla, se tienen exelentes de recuerdos de todos los que componían la base naval de Puerto Williams.

  17. Se secó el sena podría ir directo a un buen concurso de cuentos cortos. es excelente.
    ¿Hay más?
    Una vez estuve en un hotel barato en Rotterdam, plagado de marineros curados… una experiencia única, algún día escribiré sobre eso.

  18. Un gran hijo honrando a un gran padre.
    Esto resume la hermosa acción de este sitio, cuando uno pierde a su padre el dolor te hace llorar y a veces te lleva a un abismo. Sin embargo el recordar tantos momentos felices vividos junto a los que ya no estan, te mentienen cerca de esos seres maravillosos que te siguen acompañando igual que a mi.
    Felicitaciones por esta gran obra de cariño y amor, me siento reflejado en un espejo.
    Soy historiador independiente y me gustaria contactarme con usted, puede ser a través de este correo. Tengo una historia con la Quidora en noviembre de 1967 y tal vez su padre participó en este relato que publicaré dentro de poco.
    hasta pronto y muchas gracias

  19. Estimado Don Leonardo, en mi afán de buscar información acerca de una pareja de ciervos gamo, sin quererlo llegue a esta página donde pude leer la fascinante historia de su padre, en mi condición de uniformado fue muy emocionante leer “se secó el Sena” no soy marino, soy militar, Suboficial de Ejercito, dentro de mis hobbies soy habituario a leer misceláneas militares y hacia mucho tiempo que no encontraba una historia tan llena de sentimiento vocacional. Lo felicito por el padre que tubo, sin duda debe ser un honor para Ud. llevar su nombre y representarlo. Un abrazo. Por cierto recibí su mensaje de respuesta con el número telefónico, pronto me pondré en contacto con Ud. Gracias y nuevamente felicidades.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *